Quienes somos ] Boletin ] Busqueda ] Pinochet en Londres ] Centros Detencion ] Complices ] Empresas ] Fallos ] Criminales ] Tortura ] Exilio ] ecomemoria ] Desaparecidos ] Ejecutados ] Testimonios ] English ]

Santiago Humberto Fernández Espinoza 

General de Carabineros 

Este alto oficial de Carabineros ejercía el rol de comisario de la comisaría de Quirihue en septiembre de 1973, cuando  efectivos de esa comisaría detuvieron a Mario Fernández González el 26 de septiembre de 1973 en la localidad de Torrecilla, próxima a Ninhue.

El Sr. Fernández González trabajaba en en la Mina de Cuarzo Antártica, y fue detenido por mantener y utilizar explosivos para la ejecución de su trabajo.

Desde esa fecha este ciudadano se encuentra desaparecido.

El martes 15 de marzo de 2005 el ex oficial de Carabineros, Santiago Humberto Fernández Espinosa, fue condenado a la pena de diez años y un día de presidio mayor en su grado medio y a la inhabilitación absoluta para ejercer cargos, como autor del delito de secuestro agravado del detenido desaparecido en 1973, Mario Fernández González.

Durante el juicio se acredito que “Luego de ser detenido por una patrulla a cargo del entonces comisario de Quirihue, Santiago Fernández, el detenido fue llevado a esa unidad policial donde se pierde el rastro, por lo que el delito de secuestro permanente está acreditado durante el proceso”
 


25 de Marzo 2005, La Discussion
Corte de Chillán acoge figura del secuestro permanente

La Corte de Apelaciones de Chillán revocó la sentencia en
primera instancia del Juzgado del Crimen de Quirihue que había absuelto al ex oficial de Carabineros, Santiago Humberto Fernández Espinoza, y lo condenó a la pena de diez años y un día de presidio mayor en su grado medio y a la inhabilitación absoluta para ejercer cargos, como autor del delito de secuestro agravado del detenido desaparecido en 1973, Mario Fernández González.
El hecho ocurrió en la comuna de Ninhue, el 26 de septiembre de 1973. Fernández, casado, dos hijos, era trabajador de la empresa Schwager que en esos días realizaba faenas de prospección minera utilizando explosivos, lo que le valió una acusación de tener militancia política y de ejercer actividades atentatorias contra el orden y la seguridad del recién instaurado gobierno militar, situación que fue desvirtuada absolutamente en el proceso, según indicó el abogado del Ministerio del Interior que representa la causa, Ignacio Marín Correa.
“Luego de ser detenido por una patrulla a cargo del entonces comisario de Quirihue, Santiago Fernández, el detenido fue llevado a esa unidad policial donde se pierde el rastro, por lo que el delito de secuestro permanente está acreditado durante el proceso”, explicó el profesional.
Prevalece figura del secuestro.
El abogado Ignacio Marín calificó como “histórica” la sentencia de la Corte de Apelaciones, puesto que es la primera condena que acoge el planteamiento de la Corte Suprema, en cuanto a que el delito de secuestro permanente no es amnistiable ni prescribible.
“Es la primera vez que la corte en Chillán se pronuncia al respecto, antes sólo le había tocado aprobar o rechazar
procesamientos, pero ahora se trata de una sentencia, que reafirma el principio que habíamos defendidos como abogado de derechos humanos”, indicó Marín, quien manifestó su esperanza de que este sea una ventana para que al menos veinte casos similares que están en pleno proceso en diversos tribunales de Ñuble, también reciban sentencias similares.

 


 

  Estas paginas han sido preparadas y son mantenidas por: Proyecto Internacional de Derechos Humanos - Londres © 1996 - 2015