Quienes somos ] Boletin ] Busqueda ] Pinochet en Londres ] Centros Detencion ] Complices ] Empresas ] Fallos ] Criminales ] Tortura ] Exilio ] ecomemoria ] Desaparecidos ] Ejecutados ] Testimonios ] English ]

Daniel Valentín Cancino Varas

Funcionario de Investigaciones

Agente DINA

RUT: 4.104.516-7
Domicilio: Altamirano 7302 La Cisterna, Santiago
 

 

Daniel Valentín Cancino Varas, agente DINA cumplió labores como jefe de la agrupación "Alce" de la DINA y también compartió la jefatura de la agrupación “Vampiro”, junto a Eduardo Lauriani

Según el testimonio del agente DINA, Leonidas Emiliano Méndez Moreno, Daniel Cancino Varas participo en interrogatorios y tortura de presos politicos.

El 22 de junio de 2012, fue condenado por la la Corte de Apelaciones de Santiago a 5 años de presidio menor en su grado máximo por su participación en la detención, tortura y muerte de Jaime Robotham Bravo y Claudio Thauby Pacheco.

Según declaraciones que la agente de la DINA Luz Arce hizo al respecto ante la Comisión Nacional de Verdad y Reconciliación en 1990, señaló que recordaba a Claudio Thauby, a quien denominaban "El Gato", por haber sido compañero de su hermano y de Fernando Laureani en la Escuela Militar. Dijo que el afectado fue muy torturado, por cuanto se le consideraba traidor a las Fuerzas Armadas y al Ejército, por sus ideas socialistas. Luz Arce lo vio y supo que estaba siendo interrogado por Miguel Krassnoff Martchenko, resultando probable que este detenido le haya sido traspasado a Lawrence, otro interrogador de Villa Grimaldi. A Thauby le rompieron todo el pecho con un yatagán, le hicieron un círculo y en el interior una cruz. Laureani le dijo que "iba a aprender como morían los traidores". Laureani tenía el yatagán en las manos y le hacía levantar la cabeza con la punta del arma apoyada en el mentón. Según Luz Arce, Claudio Thauby se encontraba solo en una pieza, sentado en el suelo, con las manos amarradas en la espalda y la cabeza caída. Cuando ella lo vio, el afectado estaba vivo.

La reducción de pena a 5 años que se le otorgo a Daniel Cancino Varas, fue por prestar colaboración para el esclarecimiento de los hechos. El policía, en una de sus declaraciones, reconoció que integró el "Grupo Vampiro" y aclaró que Laureani estuvo al mando del grupo que detuvo a Robotham y Thauby.

"Cuando se hizo cargo del grupo Laureani me pareció que era una persona que no tenía manejo de mando, tenía menos grado que yo en equivalencia y era tonto, por lo que me molestó mucho estar bajo sus órdenes ( ) (le decíamos) "Pablito". Se le decía así como diminutivo por lo tonto que era. No tenía ninguna preparación. Era un ignorante total en todo aspecto" declaró Cancino.

Daniel Cancino Varas fue tambien condenado a 15 años de cárcel por desaparicion de Carlos Guerrero Gutiérrez en 1974, quien fue visto por última vez en el centro de detención Villa Grimaldi en octubre de 1974. Sin embargo hoy esta profugo de la justicia y se ha emitido una orden internacional para su adetencion.

Fuentes de Informacion: Poderjudicial.cl; La Nacion; Archivos Memoriaviva


La Nación

30 de diciembre de 2008        

Juez dicta condenas por desaparición de dos socialistas en 1974

El ministro Alejandro Solís sentenció a siete ex agentes de la DINA que secuestraron a Jaime Robotham y Claudio Thauby justo la víspera del Año Nuevo de 1975. Las pistas de los estudiantes de Sociología se pierden tras su paso por Villa Grimaldi.

Un capítulo doloroso de la reciente historia comenzó ayer a cerrarse luego que el ministro de fuero Alejandro Solís dictara sentencia por el secuestro calificado de los dos militantes del Partido Socialista Jaime Robotham y Claudio Thauby, detenidos por organismos represores durante la víspera del año nuevo de 1975.

El magistrado condenó al ex jefe de la DINA, Manuel Contreras, a 15 años de presidio efectivo y la misma pena impuso al líder de la denominada "Brigada Vampiro", Fernando Lauriani quien -según el relato de testigos- se habría ensañado con las torturas a Thauby, ya que lo conocía de la Escuela Militar, donde el joven socialista había pasado un tiempo antes de decidirse a estudiar Sociología en la Universidad de Chile.

Este hecho habría molestado a Lauriani quien lo consideraba un traidor a las Fuerzas Armadas por sus ideales socialistas, situación que quedó plasmada en declaraciones efectuadas a la Comisión Nacional de Verdad y Reconciliación en 1990.

Asimismo, el juez tras investigar este caso halló responsabilidad en los demás agentes represores Pedro Espinoza, Marcelo Moren Brito, Rolf Wenderoth y Miguel Krassnoff; todos sentenciados a 10 años de cárcel y sin ningún beneficio. En tanto, el ex policía Daniel Cancino quien fue destinado a la DINA durante esos años fue condenado a 5 años y un día.

Esto último por prestar colaboración para el esclarecimiento de los hechos. El policía, en una de sus declaraciones, reconoció que integró el "Grupo Vampiro" y aclaró que Lauriani estuvo al mando del grupo que detuvo a Robotham y Thauby.

"Cuando se hizo cargo del grupo Laureani me pareció que era una persona que no tenía manejo de mando, tenía menos grado que yo en equivalencia y era tonto, por lo que me molestó mucho estar bajo sus órdenes ( ) (le decíamos) "Pablito". Se le decía así como diminutivo por lo tonto que era. No tenía ninguna preparación. Era un ignorante total en todo aspecto" declaró Cancino.

Asimismo, el ministro Solís acogió la demanda indemnizatoria presentada por las familias de las víctimas. Es así como todos los condenados deberán cancelar $250 millones a la familia de Thauby y la misma suma a la de Robotham.

Ambos jóvenes caminaban por calle Miguel Claro el 31 de diciembre de 1974, cuando agentes de la DINA los intimidaron con armas obligándolos a subirse a un automóvil para luego trasladarlos a Villa Grimaldi.

En ese lugar, Robotham durante su estadía era identificado porque su cabeza sangraba debido a que una alergia le impedía cicatrizar un golpe recibido de parte de uno de los agentes cuando quiso escapar de la detención.

En tanto, Thauby recibió una tortura tan violenta con electricidad que afectó su oído medio y su equilibrio. Una cara amoratada y su incapacidad para mantenerse de pie son las características que recuerdan ex prisioneros de Villa Grimaldi que le perdieron la pista en ese recinto.


La Nacion

Miércoles 28 de enero de 2015

PRÓFUGO SIGUE EX DINA QUE DEBE CUMPLIR CONDENA POR SECUESTRO

Daniel Cancino Varas lleva 23 días inubicable luego que se emitirá la sentencia que lo condena a pasar 15 años en la cárcel por el rapto calificado permanente Carlos Guerrero Gutiérrez en 1974, quien fue visto por última vez en el centro de detención Villa Grimaldi en octubre de ese año.

Sin resultados positivos continúa la búsqueda del ex agente de la DINA, Daniel Cancino Varas, quien permanece prófugo hace 23 días, luego que la justicia lo citara para notificarlo el pasado 5 de enero para comenzar a cumplir su condena de 15 años en prisión por el secuestro calificado permanente de Carlos Guerrero Gutiérrez.

El prefecto de la PDI (r) fue sentenciado por la Corte Suprema en octubre de 2014, justo 40 años después de que se perdiera el rastro Guerrero Gutiérrez, a partir de octubre de 1974 en el centro de detención ilegal de la DINA Villa Grimaldi.

Cancino no se presentó en la fecha indicada cuando debía comparecer ante el ministro en visita Leopoldo Llanos junto a los ex agentes Rolf Wenderoth y Fernando Lauriani, para entrar el penal Punta Peuco e iniciar la condena por este caso.

Según informó radio Cooperativa hay dudas respecto del por qué no ha sido efectiva la búsqueda del retirado detective, luego que el 21 de enero el magistrado optara por dejar sin efecto una orden de aprehensión en su contra, la que debía ejecutar la PDI, institución en la que ex fugado tiene dos hijos, uno en retiro y otro activo, aunque el OS-9 de Carabineros también tiene la orden de buscarlo.


Cambio21, 06 de febrero de 2015

Ex agente de la DINA condenado a 15 años sigue prófugo de la justicia. Participó en desaparición de joven estudiante

El ex agente del grupo represivo de la dictadura Daniel Cancino debe cumplir condena por el secuestro permanente del estudiante de filosofía Carlos Guerrero Gutiérrez, sin embargo nunca se presentó para ingresar en el penal Punta Peuco. El hecho de que tenga una hija en servicio activo en la PDI causa sospechas respecto de que continúe escondido.

Daniel CancinoVaras,prefecto (r) de la PDI, fue condenado por el secuestro calificado permanente del estudiante de 20 años Carlos Guerrero Gutiérrez, quien además formaba parte del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR), debía presentarse en el penal Punta Peuco el 5 de enero de 2015, sin embargo nunca llegó al centro de detención y continúa desaparecido.

Se trata de una situación difícil para la familia del joven, ya que con la desaparición de quien se considera exagente de la DINA, aún no se puede hacer algo de justicia por el secuestro del estudiante de la Universidad de Chile.

Esto se ve agravado por el hecho de que el prófugo es padre de una funcionaria activa y otro en retiro de la PDI, que es la institución que lleva adelante la investigación por la desaparición de Cancino.

Aunque hay quienes piensan que esta relación no tiene que ver con la situación actual de Cancino Varas, no deja de ser sospechoso que lleve un mes desaparecido sin pistas de su paradero.

A Cancino Varas se le acusó por su participación en el secuestro de Carlos Eduardo Guerrero Gutiérrez, soltero, militante del MIR, estudiante de Historia en la Facultad de Filosofía y Educación de la Universidad  de Chile, 20 años al momento en que fue detenido el 31 de diciembre de 1974 por agentes del Estado. El joven fue visto por numerosos testigos en "Villa Grimaldi". Cancino Varas fue condenado a 15 años de presidio por el secuestro junto a los ex agentes Rolf Wenderoth y Fernando Lauriani.

Desde el Programa de Derechos Humanos, el secretario de la instancia, Francisco Ugaz, expresó que se le pidió al ministro en visita Leopoldo Llanos que apresurara las pesquisas para dar con el paradero del prófugo.

"El 23 de enero recién pasado el programa de derechos humanos presentó un escrito ante el ministro encargado de hacer ejecutar lo juzgado por la Corte Suprema, viendo en definitiva que toda vez que no ha sido hallado este sujeto, proceda a despachar orden de aprehensión a ser cumplida por Carabineros", dijo Ugaz.

Respecto de la situación de Cancino Varas, la abogada del caso Loreto Meza, del Programa de Derechos Humanos del Ministerio del Interior, en entrevista con Cambio21 expresó "hasta ahora todo sigue igual, ya que Cancino sigue prófugo y no hemos tenido noticias de cómo va eso".

"Es súper frustrante porque estas son causas que se demoran años y cuando terminan resulta que los acusados se hacen humo", añadió la jurista.

En cuanto a cómo ha tomado esta situación la familia de Carlos Guerrero Gutiérrez, la abogada dijo "no me he podido comunicar con la familia para saber cómo están con el tema, pero me imagino que no debe ser nada grato para ellos, es lamentable".

En relación a lo que esto significa desde el punto judicial para el prófugo, Meza explicó "él tiene orden de arraigo y ahora suma una orden de captura internacional, lo que presenta un escenario complicado para Cancino Varas".

Con respecto a que el trabajo de la PDI en la búsqueda del prófugo se pueda ver afectada por el parentesco que hay entre Cancino y un miembro activo de la institución, Loreto Meza expresó "él tiene una hija en servicio activo y un hijo que es funcionario en retiro, por lo que se presta para dudas la efectividad del procedimiento de búsqueda".

Quien también se refirió a esta situación fue la vicepresidenta de la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos (AFDD), Mireya García, quien en entrevista con Cambio21 dijo sobre la desaparición de Cancino que "yo siento que los violadores de derechos humanos, los criminales, torturadores y asesinos están jugando en todos los espacios que la democracia le fue dejando durante todos estos años para no cumplir con las condenas y la ley ante la justicia por los crímenes cometidos. Este individuo se escapa, se mantiene en calidad de prófugo, no cumple la pena".

En relación a que la hija de Cancino es parte activa de la PDI y que pudiera estar involucrada en el ocultamiento de su padre, Mireya García expresó "a mí no me extraña nada de ninguna institución de las Fuerzas Armadas y de Orden, pero indudablemente que la PDI ha jugado un rol muy contrario en cómo ayudar en la investigación en relación a los derechos humanos. Yo siento que todo es posible y en este caso habría que averiguar e investigar lo que está pasando y en el momento en que este individuo sea aprehendido, investigaciones también tiene que responder por esta situación que no es casual".

"La justicia y la PDI debieran investigar si hay participación de los hijos en esta fuga y si existe responsabilidad se tienen que tomar todas las medidas que correspondan, de no ser responsables no hay razón para que no se mantenga en la institución", concluyó García.

Cambio21 intentó comunicarse con la PDI para consultar sobre este tema, del cual dijeron entregarían una versión, sin embargo a la publicación de este artículo no hubo respuesta por parte de la institución a nuestra consulta.

 


Publimetro

31 de Enero de 2015

Piden orden de captura internacional para ex Agente de la Dina

Una orden de captura internacional emitió el ministro en visita para causas de Derechos Humanos Leopoldo Llanos en contra del ex agente de la DINA Daniel Cancino Varas, quien registra más de 20 días prófugo de la justicia.

Cancino, condenado a cumplir 15 años de cárcel por el secuestro permanente de Carlos Guerrero, ocurrido en 1974 en Villa Grimaldi, debió presentarse en el penal de Punta Peuco el día 5 de enero pasado para empezar a cumplir la sentencia que le afecta, y no lo hizo, y desde entonces se desconoce su paradero.

Por tal motivo, y ante la posibilidad que el evadido esté planeando abandonar el país (o que ya lo haya hecho), el ministro Llanos emitió una orden de detención internacional al Departamento de Inteligencia del OS-9 de Carabineros y a la Interpol, con el fin de lograr pronto su captura.


  Estas paginas han sido preparadas y son mantenidas por: Proyecto Internacional de Derechos Humanos - Londres © 1996 - 2015