Quienes somos ] Boletin ] Busqueda ] Pinochet en Londres ] Centros Detencion ] Complices ] Empresas ] Fallos ] Criminales ] Tortura ] Exilio ] ecomemoria ] Desaparecidos ] Ejecutados ] Testimonios ] English ]

Manuel Beltrán CANTU SALAZAR

    

El 18 de septiembre de 1973 fueron ejecutados Manuel Beltrán CANTU SALAZAR, 36 años, profesor de estado, socialista, asesor del Intendente de Santiago y José Fernando TORRES ARENAS, 25 años, inspector de la Dirección de Industria y Comercio (DIRINCO).  

  El 11 de Septiembre ambos afectados fueron detenidos por efectivos de Carabineros en la Intendencia de Santiago y llevados hacia el Ministerio de Defensa, pero antes de llegar allí fueron dejados en libertad.  Desde esa fecha ambos se quedan en el departamento de José Torres ubicado Pío Nono con Dardignac, lugar en el que son detenidos el día 16 por efectivos de Carabineros y llevados a la Comisaría de calle San Isidro.  Testigos verosímiles indican que posteriormente fueron trasladados al Estadio Nacional, donde son muertos el 18 de Septiembre de 1973.

  Sin embargo, los cuerpos de ambos aparecieron en el Instituto Médico Legal, remitidos por una Fiscalía Militar como encontrados en la vía pública, siendo sus causas de muerte "múltiples heridas de bala" y señalándose como data del deceso el 18 de septiembre.

  La Comisión se formó la convicción que Manuel Cantú Salazar y José Fernando Torres fueron ejecutados al margen de todo proceso por agentes del Estado, con violación a los derechos humanos.  Se basa dicha convicción por encontrarse acreditada la detención de los afectados, así como su presencia en el Estadio Nacional; que sus cuerpos sin vida fueron remitidos al Instituto Médico Legal como encontrados en la vía pública, lo que no resulta verosímil dado que se hallaban privados de libertad y bajo la custodia de agentes del Estado; que sus causas de muerte son las propias de un fusilamiento; y que al menos Cantú ejercía un cargo de importancia política en el Gobierno de la Unidad Popular y era dirigente relevante de su partido.

  Informe Rettig


Recibido por memoriaviva el 10-4-2011

Hoy tengo 54 años, soy profesor de castellano, sin embargo mantengo vívida en mi memoria esa tarde de 1970 cuando Manuel Cantú, inspector del Liceo 14, de La Cisterna, me tendió su mano fraterna y me protegió a mis escasos 13 años de una injusta sanción.
El señor Becerra, inspector general del Liceo, inicuamente quería suspenderme porque según él, me estaba riendo de su militar perorata ante los 500 jóvenes formados en el fondo del liceo.
Me llevó a la inspectoría y me dijo:"quédate aquí,niño, porque si el inspector general te ve, tendré que suspenderte". Al rató me pidió un favor al cual accedí agradecido. me dijó :"anda a comprarme cigarros al frente". Fui y volví de inmediato....al triunfar el compañero Allende en la elecciones de ese fin de año, el compañero Cantú fue designado en un alto cargo.
No supe de él hasta septiembre de 1973 cuando todos nos enteramos con horror, pena e impotencia de su asesinato.
Donde quiera que estés Manuel, un recuerdo agradecido para ti, gracias por siempre.
Eduardo Alfredo Duarte Romero, Profesor de Castellano y Bachiller en Estética.

 


Esta pagina fue modificada el 17/07/2010

Si posee cualquier información sobre este caso,  nuevas o mejores imágenes, relatos, testimonios, etc., escribanos a info@memoriaviva.com

  Estas paginas han sido preparadas y son mantenidas por: Proyecto Internacional de Derechos Humanos - Londres © 1996 - 2015