Quienes somos ] Boletin ] Busqueda ] Pinochet en Londres ] Centros Detencion ] Complices ] Empresas ] Fallos ] Criminales ] Tortura ] Exilio ] ecomemoria ] Desaparecidos ] Ejecutados ] Testimonios ] English ]

RAUL URRA PARADA

 

Rut  : 18.457 San Rosendo
F.Nacim. : 12-02-50; 23 años, a la fecha de su detención
Domicilio : Lientur 445, Laja
E.Civil : Casado
Actividad : Mensajero de la Compañía Manufacturera de Papeles y Cartones -CMPC- de Laja
C.Repres. : Sin antecedentes
F.Detenc. : 13 de septiembre de 1973  

                                                                   

SITUACION REPRESIVA

            Raúl Urra Parada, casado, padre de dos hijos, empleado de la Compañía Manufacturera de Papeles y Cartones de Laja, fue detenido el 13 de septiembre de 1973, en su recinto de trabajo a las 16:00 horas, en los instantes que abandonaba la empresa después de cumplir con su turno de trabajo.

            En efecto, en el momento en que Raúl marcaba su tarjeta de control laboral, fue identificado por Rodolfo Román, empleado de "La Papelera", quien a la sazón colaboraba con Carabineros conduciendo un vehículo de la empresa el que era utilizado para trasladar a las personas que eran detenidas.

            Inmediatamente la patrulla de Carabineros al mando del Sargento Pedro Rodríguez Ceballos e integrada por los funcionarios Leoncio Olivares, Mario Cerda, Juan Oviedo y Pedro Parra Utreras, procedieron a la detención de Raúl Urra. Junto a éste detuvieron también a Fernando Grandón Galvez, Federico Riquelme Concha y Heraldo Muñoz Muñoz, todos trabajadores de "La Papelera", detenidos-desaparecidos.

            Testigos de la detención fueron su padre Adonai Urra Torres y los demás trabajadores que a esa hora abandonaban la empresa.

            Los detenidos fueron trasladados en un jeep hasta las dependencias de la Tenencia (hoy Subcomisaría) de Carabineros de Laja. Allí Raúl Urra recibió las visitas de su cónyuge Carmen Urzúa Caro y de su hermana Gloria Urra Parada, las que a diario entre el 13 y 17 de septiembre de 1973 le llevaban alimentos y ropas. Esta última estima en una treintena las personas detenidas en el recinto, junto a su hermano. Entre los que recuerda a Federico Riquelme y Jorge Lamana, con quienes incluso conversó durante la reclusión de éstos. Igualmente vio a Rubén Campos, Director de la Escuela de Laja y al comerciante de la misma localidad, Alonso Hernández, único sobreviviente del grupo.

            La mañana del 18 de septiembre, los familiares de Raúl Urra, al igual que los de los restantes detenidos, fueron informados por el personal de Guardia en la Tenencia que todos habían sido trasladados al Regimiento de Los Angeles, lugar al que jamás llegaron. De acuerdo a testimonios de vecinos del cuartel policial se supo que esa madrugada, alrededor de las 04:00 hrs. fueron trasladados con destino desconocido en una micro y unas camionetas, los detenidos en la Tenencia.

            De inmediato, los familiares en forma conjunta hicieron diversas gestiones. Se trasladaron hasta el Regimiento de Los Angeles, al gimnasio de IANSA en esa misma ciudad, a la Gobernación, a la Intendencia, inquiriendo información. Recurrieron a la Cruz Roja y a la Iglesia en busca de ayuda para ubicar a sus familiares. A esos trámites dedicaron una buena cantidad de tiempo y, en vista de que no tenían respuesta positiva respecto al paradero de las víctimas, recurrieron al Poder Judicial.

            Posteriormente se pudo establecer que la totalidad de los detenidos, Juan Acuña Concha, Luis Araneda Reyes, Manuel Becerra Avello, Rubén Campos López, Dagoberto Garfias Gatica, Fernando Grandón Gálvez, Jack Gutiérrez Rodríguez, José Jara Herrera, Mario Jara Jara, Jorge Lamana Abarzúa, Alfonso Macaya Barrales, Heraldo Muñoz Muñoz, Wuilzon Muñoz Rodríguez, Federico Riquelme Concha, Luis Sáez Espinoza, Oscar Sanhueza Contreras, Luis Ulloa Valenzuela, Juan Villarroel Espinoza y Jorge Zorrilla Rubio, fueron ejecutados por sus aprehensores en el Fundo San Juan ubicado en el camino entre Laja y Yumbel y enterrados clandestinamente en el mismo lugar. Lugareños descubrieron la matanza y dieron aviso al juez del lugar, éste no hizo nada. En esos días Carabineros de Yumbel levantaron los cuerpos y los enterraron clandestinamente en el Cementerio de Yumbel. Más de 6 años fueron buscados intensamente; sólo en noviembre de 1979, como resultado de una acción judicial, los cuerpos fueron devueltos a sus familias, quienes les dieron sepultura. (Para mayores antecedentes ver ficha de Jack Eduardo Gutiérrez Rodríguez).

GESTIONES JUDICIALES Y/O ADMINISTRATIVAS

            En octubre de 1977 se abrió la causa N°2355 en el Juzgado de Letras de Laja por presunta desgracia de Raúl Urra Parada, la que fue sobreseída el 9 de enero de 1978. En este proceso, al igual que en los demás relativos a detenidos desaparecidos en Laja, el Tribunal decretó orden de investigar, la que fue diligenciada por la misma unidad policial desde donde desaparecieron las víctimas. El informe de Carabineros de Laja -que en todos los casos tergiversó la realidad y falseó los hechos negando las detenciones- se excedió ampliamente en la tergiversación de lo acontecido al señalar que "tampoco es persona conocida (en la localidad), presumiéndose que este ciudadano se encuentra fuera del país...". "Se agrega que se llevaron a efecto numerosas indagaciones para dar con el paradero del señalado Urra, siendo su resultado negativo ya que ni siquiera es persona conocida en el sector jurisdiccional de esta Subcomisaría".

            Frente a esta situación, el 16 de enero de 1979, se presentó un Recurso de Amparo ante la Corte de Apelaciones de Concepción, que fue rolado con el N°4313 y rechazado el 8 de febrero del mismo año en virtud de que "no se encuentra actualmente detenido ni existe orden de aprehensión en su contra". Junto con rechazar el Recurso de Amparo, la Corte ordenó instruir el sumario correspondiente al Juzgado de Letras de Laja.

            El 24 de julio de 1979 se presentó una querella, rolada con el N°2770, por los delitos de "secuestro y homicidio de Fernando Grandón y otros" -entre los que figura Raúl Urra Parada, en contra del Teniente Juan Alberto Fernández Mitchel y del Sargento Pedro Rodríguez Ceballos -quien posteriormente pasara a formar parte de la CNI de Los Angeles- y demás funcionarios que a septiembre de 1973 se desempeñaran en la Tenencia de Carabineros de Laja.

            A raíz de esta querella, se nombró Ministro en Visita al Sr. José Martínez Gaensly quien a través de la investigación pudo establecer que Raúl Urra Parada fue ejecutado junto a otros 19 detenidos en el Fundo San Juan, ubicado a unos 200 mts. de la carretera que une a la localidad de Laja con la ciudad de Los Angeles. Los cuerpos fueron inhumados ilegalmente, por los propios victimarios (Carabineros de la Tenencia de Laja). Posteriormente, fueron trasladados en forma clandestina hasta el Cementerio de Yumbel, por funcionarios de Carabineros de esta última ciudad. Esto, a pesar de haber sido comunicado oportunamente el hallazgo de los cuerpos por Carabineros de Yumbel a la juez del Juzgado de Letras de Mayor Cuantía de esa misma ciudad, quien ordenó a la secretaria del Juzgado, guardar en la caja de fondos el parte de Carabineros, sin iniciar el debido proceso.

            El 2 de octubre de 1979, fueron exhumados en el Cementerio de Yumbel los restos de 19 de las 20 personas por las cuales se había denunciado su detención y posterior desaparecimiento. Luego de algunas diligencias fue encontrado el cadáver N°20 en el mismo lugar del homicidio, en el fundo San Juan.

            El 27 de noviembre de 1979, los restos fueron entregados a sus familiares y ese mismo día se realizaron los funerales. El 18 de marzo de 1980 el Ministro en Visita declaró su incompetencia y ordenó remitir los antecedentes a la Justicia Militar, los que fueron rolados con el N°323-80 en la Fiscalía Militar Ad Hoc de Concepción. La causa fue sobreseída definitivamente el 9 de junio de 1980 por el Juez del 3er. Juzgado Militar y el fallo aprobado por la Corte Suprema el 3 de diciembre de 1981. Los responsables de los delitos de secuestro y homicidio fueron amnistiados basándose en el Decreto Ley 2191 de 1978.

 

(Informe Rettig)


El Mercurio

21 de Enero 2014

Procesan a ex carabineros por inhumación ilegal de ejecutados políticos

Los cuerpos fueron descubiertos en octubre de 1973 en Yumbel y sepultados sin orden judicial.

Los detenidos fueron asesinados a balazos. Posteriormente, los enterraron en una fosa de 60 centímetros de profundidad, cubierta con una capa de cal y tierra.

Un grupo de ex carabineros que prestaban servicio en la tenencia de Laja fueron sometidos a proceso como coautores del delito de inhumación ilegal de 19 ejecutados políticos después de 11 de septiembre de 1973.

La investigación se enmarca en el caso Laja-San Rosendo, indagado por el ministro en visita para Derechos Humanos de la Corte de Apelaciones de Concepción, Carlos Aldana Fuentes, según señaló en un comunicado el Poder Judicial.

Antecedentes arrojados por las pesquisas comprobaron que entre el 13 y el 17 de septiembre de ese año, funcionarios de dicha unidad arrestaron a 19 personas en ambas comunas situadas en la actual Región del Biobío.

Los detenidos fueron asesinados a balazos, boca abajo y con sus manos amarradas, en el fundo San Juan de Yumbel. Posteriormente, los enterraron en una fosa de 60 centímetros de profundidad, cubierta con una capa de cal y tierra.

Por los homicidios calificados ya se encuentran procesados Samuel Francisco Vidal Riquelme, Florencio Osvaldo Olivares Dade, Pedro del Carmen Parra Utrera, Gerson Nilo Saavedra Reinike, Alberto Juan Fernández Michell, Anselmo del Carmen San Martín Navarrete, Víctor Manuel Campos Dávila, Lisandro Alberto Martínez García, Juan de Dios Oviedo Riquelme, Luis Antonio León Godoy, Gabriel Washington González Salazar y Nelson Casanova Salgado.

Los ex uniformados ahora fueron sometidos a proceso por la inhumación ilegal de las 19 víctimas, junto a Héctor Orlando Rivera Rojas y René Luis Alberto Urrutia Elgueta. Los ejecutados políticos en este caso son Fernando Grandón Gálvez, Jorge Andrés Lamana Abarzúa, Rubén Antonio Campos López, Juan Carlos Jara Herrera, Raúl Urra Parada, Luis Armando Ulloa Valenzuela, Oscar Omar Sanhueza Contreras, Dagoberto Enrique Garfias Gatica, Luis Alberto del Carmen Araneda Reyes, Juan Antonio Acuña Concha, Juan de Dios Villarroel Espinoza, Heraldo del Carmen Muñoz Muñoz, Federico Riquelme Concha, Jorge Lautaro Zorrilla Rubio, Manuel Mario Becerra Avello, Jack Eduardo Gutiérrez Rodríguez, Mario Jara Jara, Wilson Gamadiel Muñoz Rodríguez y Alfonso Segundo Macaya Barrales.

Los restos de las víctimas fueron hallados en octubre de 1973 y sepultados en una fosa común del Cementerio Parroquial de Yumbel, sin practicar autopsias y sin contar con autorización sanitaria y la orden judicial correspondientes.


Información detallada del caso en la pagina de la Papelera de Laja - CMP

 


Esta pagina fue modificada el 21/02/2015

Si posee cualquier información sobre este caso,  nuevas o mejores imágenes, relatos, testimonios, etc., escribanos a info@memoriaviva.com


  Estas paginas han sido preparadas y son mantenidas por: Proyecto Internacional de Derechos Humanos - Londres © 1996 - 2015