Quienes somos ] Boletin ] Busqueda ] Pinochet en Londres ] Centros Detencion ] Complices ] Empresas ] Fallos ] Criminales ] Tortura ] Exilio ] ecomemoria ] Desaparecidos ] Ejecutados ] Testimonios ] English ]

MICHELLE MARGUERITE PEÑA HERREROS



Rut. : No se consigna.
F.Nacim. : 27 07 47, 27 años a la fecha de su detención nacionalidad Española, nacida en Francia.
Domicilio : Calle Tiros, Villa Japón, Las Rejas, Santiago
Est.Civil : Soltera, 8 meses de embarazo
Actividad : Ex estudiante de Ingeniería Eléctrica, Universidad Técnica del Estado
C.Repres. : Partido Socialista;Ex empleada del Instituto Chileno?Vietnamita; Asistente del Sindicato Mademsa y Cristalerías Chile
F.Detenc. : 20 de junio de 1975



SITUACION REPRESIVA
Michelle Marguerite Peña Herreros, estudiante de Ingeniería de la Universidad Técnica del Estado, militante socialista, embarazada de ocho meses, fue detenida alrededor del 20 junio de 1975, en la población Las Rejas, por agentes de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA). Aunque no hay testimonios directos de su aprehensión, existen antecedentes que permiten deducir que ésta se produjo en su domicilio y, posiblemente, junto a Ricardo Lagos Salinas, con quien compartía la casa y la militancia socialista. En el momento de su detención, la afectada se encontraba con un embarazo de 8 meses. Tanto la víctima como Ricardo Lagos se encuentran desaparecidos. En cuanto al hijo que ella esperaba, se desconoce su destino.
Juan Carlos Ruiz, también socialista, declaró que, en noviembre de 1974, después de salir libre de una detención, tomó contacto con Michelle Peña, cuando ella y Ricardo Lagos vivían en una pensión de calle Tocornal. Posteriormente, en 1975, el testigo asumió tareas de enlace entre Exequiel Ponce, entonces dirigente máximo del Partido y los dirigentes Ricardo Lagos, Carlos Lorca y Michelle Peña, todos actualmente desaparecidos después de haber sido detenidos por la DINA. En marzo de 1975 ubicó la casa de calle Tiros en la que vivían Lagos y la afectada, domicilio en el que se reducían documentos, había taller fotográfico y se realizaban los puntos de encuentro y reunión con Ponce. En esa época, se vivían tiempos de bastante inseguridad, señala el declarante, puesto que ya habían sido detenidos dirigentes socialistas de nivel intermedio.
Así, el embarazo de Michelle generaba sobresaltos. Según el testigo, se le trasladaba a los controles médicos, cambiándole continuamente de nombre.
Alrededor del 21 de junio de 1975, Juan Carlos Ruiz concurrió al domicilio de la víctima e ingresó a éste sin darse cuenta que la señal de alerta previamente convenida con Ricardo Lagos ?una ventana abierta? estaba presente. Adentro había un gran desorden, los colchones estaban rajados y todas las cosas desparramadas, con evidentes signos de allanamiento. El declarante estimó que en ese lugar habían sido detenidos Ricardo Lagos y Michelle Peña.
Posteriormente, el 1°de julio de 1975, cuando el militante socialista Héctor Eduardo Riffo se encontraba recluido en el sector denominado "La Torre" en Villa Grimaldi -centro secreto de reclusión y tortura de la DINA - sintió que a una cabaña vecina ingresaban a dos mujeres detenidas. Escuchó sus voces y reconoció la de Michelle, a la que conocía con anterioridad. Respecto a la otra persona escuchó que los agentes la llamaban "Gina". Este testigo fue detenido, el 24 de junio de 1975, al acudir a un encuentro con Ricardo Lagos, a quien los agentes de la DINA llevaban en calidad de detenidos.
La detención y desaparición de la afectada se inscribe en una acción de la DINA en contra de dirigentes del Partido Socialista, miembros de la Comisión Política, de sus enlaces y correos, realizada en junio y comienzos de julio de 1975. En este operativo se efectuaron las detenciones de Ricardo Lagos, Exequiel Ponce, Mireya Rodríguez, Carlos Lorca, Modesta Carolina Wiff y de la afectada. En el mes de julio fueron detenidas Rosa Soliz Poveda y Sara Donoso Palacios, quienes trabajaban partidariamente junto a Modesta Carolina Wiff. Todos ellos permanecen como detenidos - desaparecidos. Por su parte, Michelle Peña estaba siendo buscada desde 1974. En septiembre de ese año llegaron hasta el domicilio de Gregoria Peña, ubicado en Gálvez 143, civiles que se identificaron como Militares, preguntando por la afectada. Al no encontrarla, estuvieron alrededor de 15 días vigilando el lugar.
Michelle Peña permanece desaparecida desde que se le viera en Villa Grimaldi en junio de 1975. A pesar de que tenía un embarazo de más de 8 meses, nunca se ha podido verificar si su hijo nació.


GESTIONES JUDICIALES Y/O ADMINISTRATIVAS
El 8 de julio de 1975, Gregoria Peña - familiar de la afectada - interpuso un recurso de amparo por Michelle, en la Corte de Apelaciones de Santiago, el que fue rolado con el Nº 827 - 75. Con la sola repuesta del Ministro del Interior y General de División Raúl Benavides Escobar, en la que se negaba la detención de la amparada (julio de 1975), la presentación fue rechazada el 8 de agosto de 1975.
El 29 de agosto de 1975 se interpuso un nuevo amparo por la afectada, en la Corte Marcial, el que fue rolado con el Nº128?75, señalando Gregoria Peña que se había enterado que su hermana posiblemente, y debido a su estado de embarazo, se encontraba en el Hospital Militar de Santiago, bajo la denominación de NN. Después de que el Ministro Raúl Benavides negara la detención, la Corte Marcial se declaró incompetente para conocer del recurso y remitió los antecedentes a la Corte de Apelaciones de Santiago. Esta los roló con el Nº 1217 - 75 (25 de septiembre de 1975) y el 26 de septiembre del mismo año, rechazó el recurso, enviando las piezas al Juzgado del Crimen correspondiente.
El 1°de octubre de 1975 el 6º Juzgado del Crimen de Santiago abrió el proceso rol Nº 92.461. Durante la tramitación de éste, se ofició al Hospital Militar para que informara si entre el 25 de junio y el 2 de agosto de 1975, había ingresado una mujer embarazada y si se había establecido su identidad. La gestión no tuvo los resultados esperados. El Hospital envió la ficha de una paciente que posteriormente se estableció que se había lanzado al paso de un vehículo, y que no correspondía a Michelle Peña.
El 14 de julio de 1976 se cerró el sumario y sobreseyó temporalmente la causa. La Corte de Apelaciones de Santiago aprobó la resolución el 29 de octubre del mismo año.
El 10 de julio de 1975, en el 5º Juzgado del Crimen se presentó una denuncia por detención ilegal de Michelle Peña, la que fue rolada con el Nº100.753. Durante la tramitación de ésta, el Ministro del Interior y General de División, Raúl Benavides Escobar, negó la detención de la afectada (22 de julio de 1975). Por su parte, el Coronel Jorge Espinoza Ulloa, Secretario Ejecutivo Nacional de Detenidos (SENDET), informó al Tribunal que carecía de antecedentes relacionados con Michelle Peña (julio 1975). El Coronel Hernán Brantes Martínez, de la Dirección de Inteligencia del Ejército (DINE) señaló que la víctima no había sido detenida por ellos. "No pudiendo avanzar más en la investigación de esta causa", se cerró el sumario el 30 de octubre de 1975 sobreseyéndose temporalmente la causa. El 19 de enero de 1976, la Corte de Apelaciones aprobó la resolución.
Además, la familia presentó el caso ante organismos internacionales, con el objeto de lograr una respuesta sobre el paradero de la afectada. Se entregaron los antecedentes a la Comisión Internacional de Juristas y a la Comisión de Derechos Humanos entre otros.
El 1°de agosto de 1978, los familiares de Michelle Peña concurrieron al 10º Juzgado del Crimen de Santiago, junto a las familias de 70 detenidos - desaparecidos, para presentar una querella criminal por el delito de secuestro en contra del General Manuel Contreras Sepúlveda, de Marcelo Luis Manuel Moren Brito y de Rolf Gonzalo Wenderoth Pozo, Coronel y Teniente Coronel de Ejército respectivamente. El Juez se declaró incompetente remitiendo la causa a la Justicia Militar, la que la radicó en la 2º Fiscalía Militar de Santiago. El proceso fue rolado con el Nº 553?78.
En dicho proceso se tuvieron a la vista 4 cuadernos de la Visita por casos de detenidos desaparecidos del Ministro Servando Jordán, y en ellos se consignaban antecedentes del actuar de la DINA, de sus agentes y de los recintos secretos de detención.
En esta causa declaró por Oficio el ex Director de la DINA, el General Manuel Contreras Sepúlveda y que en otras cosas declarara que efectivamente Villa Grimaldi era un recinto de la DINA, donde eran llevados algunos detenidos en tránsito, respecto a la Clínica Santa Lucía dice que era un recinto hospitalario para funcionarios de la DINA. En relación a los agentes dice que Laureani, Wenderoth, Krassnoff, Moren eran analistas de la DINA y que Osvaldo Romo Mena era informante de un agente y que desconoce su actual paradero.
Sin que se realizaran diligencias durante cuatro años, el 20 de noviembre de 1989, el Teniente Coronel de Ejército Enrique Ibarra Chamorro, Fiscal General Militar, solicitó para esta causa la aplicación del Decreto Ley de Amnistía (D.L. 2.191) porque el proceso había tenido como finalidad exclusiva la investigación de presuntos delitos ocurridos durante el período comprendido entre el 11 de septiembre de 1973 y el 10 de marzo de 1978 y porque, durante los 10 años de tramitación, no se había logrado "determinar responsabilidad de persona alguna". El 30 de noviembre de 1989 la solicitud fue acogida por el 2do. Juzgado Militar, el que sobreseyó total y definitivamente la causa ?la que aún se encontraba en etapa de sumario? por "encontrarse extinguida la responsabilidad penal de las personas presuntamente inculpadas en los hechos denunciados". Las partes querellantes apelaron de dicha resolución a la Corte Marcial, la que confirmó el fallo en enero de 1992. Se interpuso entonces un Recurso de Queja ante la Corte Suprema de Justicia, la que al mes de diciembre de 1992, aún no evacuaba su resolución.
(Antecedentes completos de esta querella en el caso de Eduardo Alarcón Jara, detenido el 30 de julio de 1974). Romo Mena fue detenido en julio de 1992 en Brasil y en noviembre de ese año expulsado de dicho país; a su llegada a Chile fue detenido. A diciembre de ese año ha sido encargado reo en seis causas de detenidos desaparecidos.
Entre otras cosas Romo ha reconocido su calidad de agente de la DINA, su participación en operativos de detención y en interrogatorios a detenidos en los centros de detención de la DINA. También ha entregado información en relación a su salida del país en 1975, a raíz de que él estaba siendo citado por varios Tribunales que tramitaban causas por detenidos desaparecidos. La DINA no sólo había intervenido en la decisión de abandonar el país, sino que además le había proporcionado los medios para hacerlo, entre ellos facilitándole documentos de identidad falsa para él y su familia.


TERCERA – 10 ENERO 2001
Aumentan a 205. Dos nuevas querellas contra Pinochet
Uno de los líbelos pretende esclarecer el destino y paradero del hijo de Michelle Pena, ya que según datos del Ejército, la mujer que tenía ocho meses de embarazo, fue asesinada dos meses después de su detención. El abogado Sergio Concha presentó, ante la Corte de Apelaciones de Santiago, una nueva querella en contra del ex gobernante de facto, Augusto Pinochet, por los delitos de secuestro y asociación ilícita en la persona de Patricio Urbina Chamorro y su esposa Angeles Alvarez Cárdenas. El documento acusatorio se extiende a los agentes de seguridad del régimen militar Manuel Contreras, Fernando Labriani, Osvaldo Romo, Marcelo Moren y Raúl Iturriaga


Primera Linea 23 de Abril 2002
Exclusivos disminuyen a cuatro
En un dictamen que ya se preveía, el pleno de ministros de la Corte de Suprema determinó que sólo cuatro de los ocho jueces con dedicación exclusiva seguirán en esta condición, y los restantes pasarán a conformar un tribunal con dedicación preferente.
Basado en los antecedentes recopilados por el máximo tribunal, se determinó que el Primer Juzgado de Letras de San Bernardo, a cargo de la jueza Cecilia Flores; Octavo del Crimen de Santiago, con María Ines Collins; Noveno del Crimen de Santiago con Raquel Lermanda y Décimo del Crimen con Juan Antonio Poblete siguen como jueces exclusivos.
Además, el Cuarto Juzgado del Crimen de San Miguel, a cargo de María Teresa Díaz se mantendrá en la misma condición, aunque sólo por un plazo de un mes.
En el caso del Primer Juzgado del Crimen de Santiago, Quinto del Crimen de Santiago, Primer Juzgado del Crimen de Arica, Juzgado de Letras de María Elena, Primer y Segundo Juzgado del Crimen de Valparaíso, Primer Juzgado Civil de Chillán, Primer Juzgado del Crimen de Chillán, Primer Juzgado del Crimen de Talcahuano, Juzgado de Letras de Pucón y Segundo Juzgado del Crimen de Valdivia se sumarán al grupo ya existente de jueces preferentes.
La situación más difícil la enfrentan los jueces del Tercer Juzgado del Crimen de Santiago, Mario Carroza; Tercer Juzgado del Crimen de San Miguel, María Teresa Díaz; Juzgado de Letras de Santa Barbara, Loreto Jara que en adelante se convertirán en jueces preferentes.
Pero la Corte Suprema también ordenó al Décimo Juzgado del Crimen que anexe los procesos que correspondan a las causas que tramita de manera de avanzar en la investigación, sin embargo, no entrega más detalles al respecto.
Todos los jueces exclusivos y preferentes deberán informar al cabo de un mes sobre su gestión y nuevamente serán evaluados por el tribunal superior.
En el detalle de las causas, el proceso por la muerte de Juan Luis Rivera Matus rol 107.716-9 comenzará a ser visto de manera preferente por el titular del Primer Juzgado del Crimen de Santiago Joaquín Billard, quien también tramitará la causa rol 107.254.
En el caso del Quinto del Crimen conocerá el rol 167.716-16 caratulado como desaparecidos de La Moneda, que ya estaba en calidad de preferente.
En el Primero de Arica y Cuarto de esta misma ciudad se conocerán las causas rol 51925 y 13.322-A, respectivamente.
En María Elena se indagará de manera preferente el proceso 31-91, Mientras que en el Primero del Crimen de Valparaíso se verá la causa del sacerdote británico Michael Woodward rol 140.454.
En el Segundo del Crimen de Valparaíso se conocerá la causa rol 127.298-1. En Chillán en tanto el Primer Juzgado Civil conocerá la causa 11.599 que de acuerdo al Fasic no corresponde a proceso de derechos humanos, en cambio en el Primero del Crimen de esta misma ciudad se indagará la desaparición de Ernesto Torres Guzmán, rol 70.927-6.
En el caso de Talcahuano se anexa como prefente el rol 24.776, en Pucón el rol 4.473 y en Valdivia el rol 75.858.
Por el contrario, se verán perjudicadas por el dictamen de la Corte Suprema las causas sobre la desaparición de Daniel Reyes Piña, Leopoldo Muñoz Andrade, Víctor Morales Mazuela y Víctor Cárdenas Valderrama que tramitaba el Tercer Juzgado del Crimen de San Miguel ya que ahora tendrán carácter preferente. En todo caso,juega a su favor que ya se dictaron procesamientos en el caso de las causas de Morales y Cardenas.
En el Tercero del Crimen de Santiago serán ahora causas preferentes la desaparición a manos de la DINA DE Iván Carreño Aguilero, y las muertes de Luis Moraga Cruz, Juan Orellana Catalán y Ricardo Weibel Navarrete que perecieron a causa del Comando Conjunto. También este tribunal conoce el proceso por la desaparición del ex GAP Domingo Blanco Tarres.
En el caso de Santa Bárbara se ve perjudicada la investigación sobre los casos de Luis Bastias Sandoval, Luis Cid Cid, Cristino Cid Fuentealba, José Molina Quezada, José Pinto, Raimundo Salaza, Segundo Soto, Gabriel Viveros desaparecidos en los primeros días del Golpe Militar.
En el Décimo del Crimen de Santiago se indaga cuatro casos informados en la Mesa de Diálogo por las Fuerzas Armadas se trata de la desaparición en 1975 de Ricardo Lagos Salinas, Carlos Lorca Tobar, Michelle Peña Herreros y Exequiel Ponce Vicencio


 

 


Esta pagina fue modificada el 17/07/2010

Si posee cualquier información sobre este caso,  nuevas o mejores imágenes, relatos, testimonios, etc., escribanos a info@memoriaviva.com

  Estas paginas han sido preparadas y son mantenidas por: Proyecto Internacional de Derechos Humanos - Londres © 1996 - 2015