Quienes somos ] Boletin ] Busqueda ] Pinochet en Londres ] Centros Detencion ] Complices ] Empresas ] Fallos ] Criminales ] Tortura ] Exilio ] ecomemoria ] Desaparecidos ] Ejecutados ] Testimonios ] English ]

ISIDRO MIGUEL ANGEL PIZARRO MENICONI

 

Rut       : 6.233.362-7, Santiago

F.Nacim. : 08-12-52, 21 años a la fecha de la detención

Domicilio : Teniente Cochamó 1431, La Palmilla, Santiago

E.Civil  : Soltero

Actividad : Técnico en máquinas de oficina

C.Repres. : Militante del Movimiento de Izquierda Revolucionaria, MIR

F.Detenc. : 19 de noviembre de 1974

 

                                                                   

  SITUACION REPRESIVA

            Isidro Miguel Pizarro Meniconi, soltero, técnico en máquinas de oficina, militante del MIR, fue detenido junto a Ida Vera Almarza el 19 de noviembre de 1974, alrededor de las 17:00 horas, en un domicilio ubicado en calle Joaquín Godoy 315, La Reina, por agentes de la DINA que se encontraban en el interior del inmueble esperando la llegada de los afectados, a quienes dispararon resultando ambos heridos de gravedad. Los hechos comenzaron a ocurrir cuando, a la hora señalada, llegaron al lugar las dos víctimas, movilizadas en un vehículo blanco marca Dodge Dart, modelo 1970. Del automóvil descienden Isidro e Ida Vera y cuando se encontraban en el patio de la propiedad, los agentes detienen al afectado a quien lanzan al suelo manteniéndolo boca abajo; en tanto, Ida Vera alcanza a retroceder a la vez que dispara con un arma que portaba. La joven es seguida por dos de los agentes, quienes en definitiva la detienen herida. De estos hechos fue testigo su hermano Hipólito Pizarro Meniconi. El auto quedó destrozado por múltiples impactos de bala. Cuando Isidro Pizarro se encontraba ya reducido, tendido en el suelo, los efectivos de la DINA le dispararon en ambas piernas. Los dos heridos fueron introducidos a una camioneta Chevrolet C-10 y trasladados al recinto secreto de la DINA ubicado en Irán con Los Plátanos, y esa misma noche son internados en la Clínica Santa Lucía, también de propiedad de la DINA, en donde, Isidro Pizarro permanece alrededor de 10 días, en tanto que Ida Vera permanece unos 15 días. Ambos son nuevamente trasladados al recinto de Irán con Los Plátanos, el cual es conocido como "La Venda Sexy", en alusión a las vejaciones sexuales a que eran sometidas las prisioneras políticas. La joven desaparece de este recinto, en tanto, Isidro Pizarro se le ve por última vez en el recinto de Villa Grimaldi.

            Esa noche del día 19 de noviembre, el domicilio de los padres de Isidro Pizarro Meniconi fue allanado por 4 sujetos de civil, quienes portaban su cédula de identidad. Señalaron ser de un Servicio de Inteligencia y que estaban investigando cosas ocurridas días atrás en relación a la víctima. Esa misma noche, el domicilio de los padres de Ida Vera Almarza también era allanado, por 3 civiles que preguntaron por ella. Uno de los sujetos corresponde a la descripción física de Osvaldo Romo Mena, agente de la DINA que comandó diversos operativos en donde resultaron detenidos militantes del MIR, que se encuentran desaparecidos.

            Su conviviente, María Guadalupe Díaz Tapia embarazada en esa época, debió asilarse. A los días de llegar a Suecia nacieron sus hijos mellizos.

            La familia de Isidro Pizarro realizó diversas diligencias y averiguaciones para conocer su situación. En una de ellas, fueron informados en la Oficina de la Cruz Roja Internacional, que el afectado había sido visitado por personal de ese organismo en Villa Grimaldi, pero no recibieron más detalle, ni en esa ocasión ni posteriormente. En el Hospital Militar, un funcionario informó que no se encontraba allí, pero indicando a su madre, doña Doris Meniconi Lorca, que "su hijo sirve más vivo". Pero no le dieron mayor información. Los respectivos procesos judiciales, reunieron valiosos antecedentes acerca de la efectividad de los hechos narrados. Allí constan, los recortes de prensa que dan cuenta de la amplia difusión que tuvo el operativo de la DINA, se publican fotos del lugar de los hechos y se habla de incautación de armas y documentación en el inmueble de Joaquín Godoy 315. Asimismo, se consigna la declaración judicial del propietario del inmueble, don Jorge Guillermo Dahmen Alcaíno, quien arrendaba a Ida Vera Almarza un departamento interior ubicado en su propiedad. El testigo expone que el día de los hechos fue detenido violentamente por tres personas de civil que se identificaron como del Servicio de Inteligencia Militar y lo llevaron al departamento interior, el que se encontraba todo desordenado, y le preguntaron por sus moradores. Luego pasaron al living de su casa y encontrándose allí, apareció Ida Vera e inmediatamente uno de los sujetos tomó a su acompañante, pero la mujer alcanzó a retroceder a la vez que disparó un arma que portaba; la joven fue seguida por dos de los agentes y el tercero se quedó cuidando al detenido, quien se encontraba en el suelo boca abajo. Como a los 10 minutos los otros civiles volvieron con Ida Vera, herida y en calidad de detenida y luego de revisar nuevamente el departamento se retiraron llevándose a ambas personas.

            Otra prueba de la detención de la víctima, lo constituye la declaración judicial del Teniente de Carabineros Hugo Guillermo Urrutia González, quien expone que en el día de los hechos se encontraba de turno en la 23a. Comisaría de La Reina, y que al constituirse en el lugar, en compañía del Cabo Elías Uribe Novoa y otros dos carabineros, se percató que había ocurrido un baleo entre "extremistas y personal de DINA"; en el pasillo habían dos personas heridas, un hombre sentado y apoyado en la pared del pasillo y herido en una pierna; y una mujer tendida en el suelo y también herida, vestía chomba oscura y pantalones. Personalmente, vio cuando a los heridos se los llevó personal de DINA en una camioneta Chevrolet C-10 con toldo de lona (en las fotografías de la prensa aparece la parte trasera de una camioneta con esa característica). Cerca de la casa en donde estaban los heridos había un automóvil Dodge Dart, que tenía quebrado el parabrisas delantero y trasero, y tenía varios impactos de bala.

            Del destino de los afectados, dan cuenta los testimonios de personas detenidas por la DINA y que fueron recluidas en recintos secretos de ese organismo. Cristina Godoy Hinojosa, tecnóloga médico, expone en su declaración judicial, que fue detenida el 6 de diciembre de 1974 por efectivos de la DINA en la oficina del Director del Hospital José Joaquín Aguirre. Fue trasladada con la vista vendada a Villa Grimaldi y ese mismo día fue llevado a otro recinto, ubicado en el sector de Quilín (Irán con Los Plátanos). Allí fue dejada en una pieza en donde se encontraba otra detenida, quien dijo llamarse Ida Vera Almarza, que era arquitecto y que había sido detenida junto a Isidro Pizarro Meniconi en un baleo en La Reina, resultando con lesiones graves en la cabeza y pierna, y que había sido atendida en una clínica que no sabía ubicar y en donde habría permanecido unos 15 días. Le dio el número de teléfono de su familia para que le avisara acerca de su situación en el caso que recuperaba su libertad antes que ella. La vio hasta el 14 de diciembre, fecha en que fue trasladada al Campamento de Prisioneros de Tres Alamos, quedando Ida Vera en ese lugar, en buen estado de salud. En Tres Alamos, conversó con otra detenida, Iris Guzmán Uribe, quien le contó que ella había estado internada en la clínica junto con Ida Vera, permaneciendo en camas vecinas. La testigo, al momento de comparecer ante el Tribunal, el 4 de septiembre de 1975, aún se encontraba recluida en el Campamento Tres Alamos. Otra detenida en Tres Alamos, Beatriz Constanza Bataszew, compareció ante el Tribunal, señalando que fue detenida por la DINA el 10 de diciembre de 1974 siendo trasladada al centro de tortura denominado "La Venda Sexy", en donde fue interrogada y brutalmente torturada. Luego de la tortura fue trasladada a una pieza en donde había otras detenidas, entre las que se encontraba Ida Vera, con la cual permaneció unos 5 días. Ella le contó las circunstancias de su arresto junto a Isidro Pizarro. Permaneció en contacto con ella hasta el 17 de diciembre, fecha en que fue trasladada al Campamento de Tres Alamos.

            El 29 de agosto de 1978 compareció ante el Tribunal, Iris Magaly Guzmán Uribe, quien expone que fue detenida el 20 de noviembre de 1974 por agentes de la DINA, siendo trasladada a Villa Grimaldi en donde fue salvajemente torturada al igual que sus dos hijos, de 17 y 16 años de edad que también se encontraban detenidos en ese lugar. Un día, producto de las torturas, le vino una hemorragia nasal y metrorragia, siendo conducida a una clínica ubicada en calle Santa Lucía, la cual ubicó por el cañonazo de las doce. En ese lugar, cuando recuperó el conocimiento, se percató que estaba al medio de dos enfermas más, una de las cuales dijo llamarse Ida Vera y que había sido detenida en La Reina, siendo baleada junto a un hombre que estaba amarrado, también le dijo que era arquitecto. Ambas dejaron la clínica en la misma oportunidad, siendo sacadas juntas en un automóvil, ella fue dejada en Villa Grimaldi, en tanto Ida Vera fue trasladada a otro lugar. En la declaración jurada de la misma testigo, agrega que en una oportunidad, el agente de la DINA, Osvaldo Romo Mena, fue a visitarla a la clínica con el objeto de interrogarla, para lo cual fue llevada a uno de los pisos inferiores de la clínica en donde nuevamente se le aplicó corriente eléctrica.

            En el proceso instruido por la detención de Isidro Pizarro Meniconi, consta la declaración de Narciso Alfredo Gálvez Fuentes, quien expone que fue detenido el 20 de diciembre de 1974 por la DINA siendo trasladado a Villa Grimaldi en donde fue introducido en una pieza. Allí había unos 15 detenidos ; uno de ellos, manifestó que hacía las veces de jefe por el más antiguo en ese lugar, y dijo llamarse Isidro Pizarro. Dio diversas indicaciones sobre la manera de vivir entre los detenidos y precauciones que debían adoptarse. Los sábados y domingos hacían charlas entre ellos a manera de ejercicio mental y allí pudo darse cuenta que Isidro Pizarro hablaba el idioma mapuche. El Tribunal le muestra una foto, reconociendo a la víctima. Finalmente agrega que el afectado tenía varios impactos de bala en las piernas. En el mismo proceso, consta la declaración jurada de Manuel Elías Padilla Ballestero, en la cual indica que fue detenido el 25 de noviembre de 1974 por agentes de la DINA siendo llevado a Villa Grimaldi. Al día siguiente fue trasladado al recinto denominado "La Venda Sexy". Allí, algunos días después, llegó detenido Isidro Pizarro Meniconi, quien relató a todos sus compañeros de celda la forma en que había sido detenido junto a Ida Vera Almarza, siendo ambos heridos a bala. Isidro manifestó que había sido baleado en el suelo, cuando ya estaba detenido. También llegó a ese recinto el arquitecto Humberto Canodra Bañados, propietario del vehículo en que se movilizaba Isidro al momento de ser detenido. Posteriormente, él fue trasladado a otro recinto de detención, y por comentarios de otros detenidos, se enteró que Isidro Pizarro fue sacado de "La Venda Sexy" hacia fines de la primera quincena de diciembre de 1974.

            En julio de 1975 salió publicada en la prensa nacional, la reproducción de dos publicaciones extranjeras, de Argentina y Brasil respectivamente, una lista de 119 chilenos que según la noticia habían muertos en el extranjero en luchas internas de movimientos ultra-izquierdistas. Entre los nombres figura el de Isidro Pizarro Meniconi y de Ida Vera Almarza. Posteriormente, se estableció que las referidas publicaciones extranjeras editaron un sólo número y que tanto sus direcciones como el pie de imprenta resultaron falsas. Todas las personas mencionadas en esa lista, tienen en común el haber sido detenidos por la DINA.

            Pese a las evidencias acerca de la detención y posterior reclusión de la víctima en centros de tortura de la DINA, las autoridades del gobierno militar y los servicios de seguridad negaron sistemáticamente su aprehensión, y aún su familia desconoce la suerte final que corrió en manos de ese organismo de seguridad.

            Isidro Pizarro tenía 10 hermanos, el mayor Bernardo también fue detenido en junio de 1974, habiendo salido del país con pena de extrañamiento, Hipólito, testigo de la detención de Isidro, se asiló. Posteriormente el padre y los otros 8 hermanos salieron al exilio. En Chile sólo quedó la madre, en razón de la búsqueda de su hijo. Su conviviente y sus dos hijos vivieron en el exilio hasta 1990.

           

 

GESTIONES JUDICIALES Y/O ADMINISTRATIVAS

            El 16 de diciembre de 1974, doña Doris Meniconi Lorca interpuso un recurso de amparo ante la Corte de Apelaciones de Santiago, rol 1588-74, en el cual expone las circunstancias de la detención de su hijo. En la tramitación del recurso, consta lo informado por los Tribunales de Aviación dependientes del Comando de Combate, el Ministerio de Defensa Nacional, del Jefe del Estado Mayor de la II División de Ejército, del Ministro del Interior; todos de febrero de 1975, y en los cuales se indica que el amparado no se encuentra detenido por orden de esos organismos. Con el mérito de estos informes, y lo señalado por el Hospital Militar en el sentido que el afectado no se encuentra ni estuvo hospitalizado en esa instalación militar, el recurso fue rechazado el 7 de abril de 1975 sin que la Corte remitiera los antecedentes al Juzgado del Crimen correspondiente pese a la gravedad de los hechos denunciados.

            El 17 de noviembre de 1977, se interpuso una querella criminal por los delitos de secuestro, lesiones graves e incomunicación prolongada, en la persona de Isidro Pizarro Meniconi. En el proceso iniciado en el 11° Juzgado del Crimen de Santiago, y signado con el rol 12630-5, con fecha 12 de diciembre de 1977 compareció don Jorge Guillermo Dahmen Alcaíno, dueño de la propiedad de Joaquín Godoy 315, quien expuso las circunstancias del arresto de Ida Vera y de Isidro Pizarro de lo cual fue testigo presencial. También se encuentra consignado en el proceso, la falsedad de las publicaciones "Lea" de Buenos Aires, y O'Día de Brasil, en las que se publican una nómina de 119 chilenos muertos en enfrentamientos en Argentina. Dichas publicaciones editaron un sólo número y para el sólo efecto de publicar la lista referida. Respecto a esta situación, y pese que el Ministerio de Relaciones Exteriores indicara a los Tribunales que no existen antecedentes oficiales acerca de la efectividad de la noticia comentada, el Juez Militar de Santiago, Enrique Morel Donoso, en entrevista a la Revista "Hoy" edición del 26 de octubre al 1° de noviembre de 1977, indica que el caso de los "119" estaría solucionado, ubicándolos en tres situaciones: "muchos han sido ubicados vivos, de otros no se tiene antecedentes, y algunos fueron muertos por las Fuerzas Armadas argentina. El hecho ha sido comprobado por la documentación que portaban cuando combatieron". La parte querellante solicitó al Tribunal que citara al Juez Militar a fin que aportara los antecedentes del caso. Pese a que el Tribunal Civil acogió dicha petición, no hay constancia en el proceso de la comparecencia del Juez Militar.

            El 3 de mayo de 1978, el Juez don Tomás Dahm Guíñez, sobreseyó definitivamente la causa en virtud del Decreto Ley de Amnistía de abril de 1978. El 23 de junio de ese año, la Corte de Apelaciones rechazó dicha resolución y ordenó que la causa volviera a estado de sumario, por cuanto la investigación no se encontraba agotada.

            En esta nueva etapa del proceso, el Ministerio del Interior nuevamente informa al Tribunal que no tiene antecedentes acerca de la víctima. En agosto de 1978, compareció ante el Tribunal, el Mayor de Carabineros Domingo Teodoro Sabaleta Mendoza, quien expone que en la fecha de los hechos prestaba servicio en la 23a. Comisaría de la Reina. Que por disposición del señor Comisario se constituyó en el sector en donde habría ocurrido un baleo entre personal de seguridad y civiles extremistas, pero que al llegar al lugar indicado, estos ya no existían y no habían ni heridos ni detenidos. En ese mes comparece el Teniente de Carabineros Hugo Guillermo Urrutia González, quien también prestaba servicio en la unidad policial indicada, y que el día de los hechos se constituyó en calle Joaquín Godoy, indicando que vio a dos personas que eran subidas a una camioneta, se imagina que en calidad de detenidos. Este mismo policía, realizó una declaración más completa en el proceso por la detención de Ida Vera Almarza, cuyos detalles ya fueron expuestos. Cabe hacer notar, que la 23 Comisaría de Carabineros, informó al Tribunal que en esa Unidad no existe constancia alguna de los hechos denunciados.

            La parte querellante acompañó a la causa, el testimonio de Manuel Elías Padilla Ballestero, detenido el 25 de noviembre de 1974 por agentes de la DINA, siendo recluido en "La Venda Sexy" en donde estuvo con Isidro Pizarro. También comparecieron ante el Tribunal, Narciso Alfredo Gálvez Fuentes, quien declaró las circunstancias en que fue recluido junto al afectado.

            El 4 de abril de 1979, la causa fue remitida al señor Ministro en Visita, servando Jordán López, que investigó la detención y posterior desaparecimiento de personas del Departamento de Santiago. Ante el señor Ministro en Visita, la querellante Doris Meniconi ratificó los términos de la querella criminal. Igual cosa hizo doña Ida Almarza Pensa, querellante por la detención de su hija Ida Vera Almarza, cuyo proceso, rol 1.302, también fue acumulado por el Ministro Servando Jordán.

            Ante el señor Ministro comparecieron el Coronel de Carabineros Omar Sandalio Tordesilla Matus; doña Rosa Elena Reyes Parada y doña Lina Betsabé Garrido Lagos; estas dos últimas vecinas del inmueble de calle Joaquín Godoy. Las declaraciones de estas 3 personas confirman los hechos ocurridos en ese domicilio. El 16 de noviembre de 1979, el Ministro del Interior Sergio Fernández Fernández, informó al Ministro sumariante que en el acta de entrega de inmuebles de la ex DINA a la CNI, no figura propiedad alguna en el sector de Quilín (lugar donde funcionó la "Venda Sexy").

            El 10 de diciembre de 1979, el señor Ministro Servando Jordán se declaró incompetente de seguir conociendo ambos procesos (el de Pizarro Meniconi y el de Ida Vera) y remitió los antecedentes a la Justicia Militar, con el fundamento de que en autos existen presunciones bastantes en orden a la detención por efectivos de la ex DINA de Ida Vera e Isidro Pizarro, el 19 de noviembre de 1974.

            El 16 de enero de 1980, el Tribunal Militar aceptó la competencia y ordenó instruir la causa 34-80 a la Segunda Fiscalía Militar. Entre las diligencias decretadas por el Fiscal Militar, se encuentra la orden dada a la Policía de Investigaciones para constituirse en la Clínica Santa Lucía ubicada en la calle de ese mismo nombre en el N°162. El informe de Investigaciones, indica que la dirección indicada corresponde a un inmueble sin moradores, cuya única puerta de acceso está permanentemente cerrada, y en la cual existen unos avisos para la enseñanza del Karate. Posteriormente, en información solicitada a la CNI, ese organismo informó que dicho inmueble es de propiedad fiscal y fue destinado a la DINA el 10 de marzo de 1977 y que en la actualidad (14 de julio de 1980) se encuentra en poder de la CNI; se afirma que ese inmueble jamás fue usado para el funcionamiento de una clínica. Cabe hacer notar que en declaraciones prestadas por el General Manuel Contreras Sepúlveda ante el señor Ministro en Visita Servando Jordán, reconoce la existencia de la Clínica Santa Lucía, en donde, según sus dichos, se atendía personal de ese organismo de seguridad y detenidos.

            El 7 de septiembre de 1981, la causa 34-80 fue acumulada al proceso 553-78 instruida en ese mismo Tribunal Militar, y originada a raíz de una querella criminal presentada en contra del General Manuel Contreras Sepúlveda. En este proceso, el General Manuel Contreras Sepúlveda respondió por Oficio una minuta elaborada por el Fiscal, en la cual expone, entre otras cosas, que la casa de Irán esquina Los Plátanos no era un recinto de detenidos de la DINA, y que Osvaldo Romo era un informante de un agente de ese organismo. En la tramitación del proceso se recibieron informes negativos de los diferentes hospitales de la ciudad, de los Cementerios, del Registro Civil e Identificación, y de la Policía Internacional.

            La referida causa en contra del General (R) Manuel Contreras y otros agentes de la DINA se inició el 10 de agosto de 1978, cuando familiares de 70 detenidos desaparecidos interpusieron ante el 10° Juzgado del Crimen la querella. En ella, además del General Contreras, se identificaban a otros agentes de la DINA: Osvaldo Romo Mena, Miguel Krassnoff Martchenko, Marcelo Morén Brito, Rolf Wenderoth Pozo y a Marcia Merino Vega. El Tribunal se declaró incompetente y remitió los antecedentes a la Justicia Militar, después de varias quejas en mayo de 1979 se radicó la causa en la 2a. Fiscalía Militar bajo el rol 553-78. En enero de 1983, el fiscal tuvo a la vista los antecedentes del proceso por detenidos desaparecidos que tramitó el Ministro en Visita Servando Jordán. El 17 de marzo de ese año el fiscal sobreseyó la causa, resolución que fue revocada el 5 de octubre por la Corte Marcial. Entre los años 1984 y 1985 se realizaron algunas diligencias, una de ellas la declaración por exhorto del ex General Contreras, quien negó la existencia de las Brigadas de Inteligencia, y dijo que los agentes Krassnoff, Laureani, Morén, Valdivieso y Wenderoth sólo cumplieron funciones como analistas; y que Romo sólo era informante de un agente; que los recintos de Villa Grimaldi, Londres 38, calle Irán y José Domingo Cañas no eran recintos de detención y que la Clínica Santa Lucía sólo prestaba atención médica a los funcionarios de la DINA. Agregaba no recordar los nombres de las personas encargadas de los archivos de la DINA.

            Sin que se realizaran diligencias durante cuatro años, el 20 de noviembre de 1989, el Teniente Coronel de Ejército Enrique Ibarra Chamorro, Fiscal General Militar, solicitó para esta causa la aplicación del Decreto Ley de Amnistía (D.L. 2.191) porque el proceso había tenido como finalidad exclusiva la investigación de presuntos delitos ocurridos durante el período comprendido entre el 11 de septiembre de 1973 y el 10 de marzo de 1978 y porque durante los 10 años de tramitación no se había logrado "determinar responsabilidad de persona alguna". El 30 de noviembre de 1989, la solicitud fue acogida por el 2° Juzgado Militar, el que sobreseyó total y definitivamente la causa -la que aún se encontraba en etapa de sumario- por "encontrarse extinguida la responsabilidad penal de las personas presuntamente inculpadas en los hechos denunciados". Las partes querellantes apelaron de dicha resolución a la Corte Marcial, la que confirmó el fallo en enero de 1992. Se interpuso entonces un Recurso de Queja ante la Corte Suprema de Justicia, la que al mes de diciembre de 1992 aún no evacuaba su resolución.

            (Más antecedentes de la causa 553-78 y de la Visita del Ministro Servando Jordán en la ficha de Eduardo Alarcón Jara).

            Uno de los agentes contra quien también fue dirigida la querella, Osvaldo Romo Mena, fue detenido en noviembre de 1992, después de haber permanecido cerca de 17 años oculto en Brasil, país que lo expulsó.

            Romo fue ubicado en el curso de una serie de diligencias decretadas en la causa por el desaparecimiento de Alfonso Chanfreau Oyarce. El mencionado agente abandonó el país a instancias de la DINA. En esa época había sido citado por varios Tribunales que tramitaban causas por violaciones a los derechos humanos. En Brasil usó la identidad de Osvaldo Andrés Henríquez Mena.

            A partir de su detención ha sido interrogado en varias causas por detenidos desaparecidos y, a diciembre de 1992, ha sido encargado reo en 6 de ellas.

 

 


Esta pagina fue modificada el 17/07/2010

Si posee cualquier información sobre este caso,  nuevas o mejores imágenes, relatos, testimonios, etc., escribanos a info@memoriaviva.com

 
  Estas paginas han sido preparadas y son mantenidas por: Proyecto Internacional de Derechos Humanos - Londres © 1996 - 2015